Diseño atrevido con detalles cuidados: un SUV elegante

Con 4.477 milímetros de largo, 1.844 milímetros de ancho y 1.636 mm de altura, el Opel Grandland X es un SUV actual y robusto desde todas las perspectivas de su deportiva silueta. En la parte delantera sobre el cubre cárter, la marcada parrilla exhibe orgullosa el Blitz de Opel. Las barras cromadas con forma de ala, abarcan el logotipo de la marca y fluyen hacia el exterior hasta los delgados faros LED con la característica forma de doble ala, ensanchando ópticamente el frontal y dando al Grandland X una apariencia potente y sólida. El capó presenta un pliegue característico Opel – una expresión de la filosofía de diseño de Opel ‘el arte escultural unido a la precisión alemana’.

Opel-Grandland-X_5

Su vista lateral se hace eco de la atractiva combinación del robusto encanto SUV y elegantes líneas. Los pasos de rueda ensanchados y esculpidos y el revestimiento protector en la parte inferior de la carrocería dan al Grandland X un atractivo off-road real. Por el contrario, las líneas claras y la sutil forma de álabe en la parte inferior de las puertas identifican al nuevo Grandland X como miembro de la familia Opel. Opcionalmente, el acabado en dos tonos con el techo en contraste negro añade un toque extra de personalización. El suave flujo del resto de la carrocería se acentúa por el innovador pilar “C”, que también crea unadinámica unión con la parte posterior. La vista trasera del Grandland X muestra hasta el más mínimo detalle lo que significa el diseño real de un SUV: la posición ancha, la protección inferior cromada con tubos de escape integrados a izquierda y derecha, y por encima de ese revestimiento protector y delgado, las luces LED traseras subrayan el carácter deportivo y musculoso del recién llegado.

Opel-Grandland-X_2

Anuncios